Retroactividad de las cláusulas suelo: ¿cuestión geográfica? | Moreana | Abogados en Sevilla

Retroactividad de las cláusulas suelo: ¿cuestión geográfica?

Desde la archiconocida Sentencia nº 241/2013 de 9 de mayo, en la que el Tribunal Supremo declaraba la nulidad de las cláusulas suelo, a día de hoy se plantean más interrogantes que certezas, especialmente en la cuestión de la retroactividad o irretroactividad de la declaración de nulidad de las cláusulas suelo incorporadas a préstamos hipotecarios contratados por particulares. En este punto en concreto, las Audiencias Provinciales están divididas entre una u otra opción, de forma que los afectados están igualmente divididos en cuanto a las expectativas que pueden albergar a la hora de litigar por la anulación de las cláusulas suelo insertas en sus préstamos hipotecarios.

Lo que con este artículo se pretende es informar a los afectados sobre sus posibilidades de éxito a la hora de reclamar la nulidad de la cláusula suelo incorporada en su préstamo hipotecario y, como consecuencia la devolución de las cantidades cobradas de más por su aplicación.

¿Qué son las cláusulas suelo? 

Las cláusulas suelo son limitaciones a la fluctuación a la baja que pueden experimentar los tipos de interés a los que se referencian los préstamos hipotecarios a interés variable. Esto es, para hipotecas cuyo tipo de interés de referencia (en España, generalmente el Euribor) se va revisando cada cierto tiempo, las cláusulas suelo actúan como barrera mínima en caso de bajada de tipos, impidiendo, aunque el Euribor baje más que el suelo fijado, que las cuotas de amortización de los préstamos hipotecarios bajen libremente.

El sobrecoste exacto que puede suponer una cláusula suelo sólo puede determinarse caso por caso. Pero en un momento en que el Euribor está en los niveles más bajos de su historia (0,25% en diciembre de 2014), una cláusula suelo que mantenga fijo el tipo de referencia de su hipoteca en el 3% o el 4% puede suponer un sobrecoste mensual en torno a los 150 € (para una hipoteca de 150.000 € de capital a 20 años, referenciada a Euribor más 1 punto). Al cabo de los años ese sobrecoste puede haber alcanzado los 10.000 € o más (en un ejemplo como el anterior, si la hipoteca se hubiese constituido antes de la histórica caída del Euribor de finales de 2008).

Algunas entidades (entre ellas CaixaBank, Banco Popular, Banco Pastor, Cajasol o Unicaja) defienden la legalidad de las cláusulas suelo incorporadas a sus préstamos hipotecarios y no dejan por tanto a los clientes más opción que pleitear en Tribunales. En otras ocasiones las entidades ofrecen la eliminación de las cláusulas suelo como contrapartida a la contratación de otros productos (seguros, imposiciones a plazo fijo, etcétera); si bien esta posibilidad en la mayoría de los casos implica para el cliente que lo que consigue ahorrar con la eliminación de la cláusula suelo queda absorbido en todo o en parte (o a veces incluso superado), por el coste mensual que le suponen los nuevos productos contratados.

Doctrina del Tribunal Supremo

El Tribunal Supremo, en su Sentencia nº 241/13 de 9 de mayo de 2013 ha declarado que las cláusulas suelo son en principio lícitas pero que si no cumplen una serie de requisitos pueden ser consideradas abusivas. Estos requisitos son:

a)    Falta información suficientemente clara de que se trata de un elemento definitorio del objeto principal del contrato.

b)   Se insertan de forma conjunta con las cláusulas techo y como aparente contraprestación de las mismas.

c)    No existen simulaciones de escenarios diversos relacionados con el comportamiento razonablemente previsible del tipo de interés en el momento de contratar.

d)   No hay información previa clara y comprensible sobre el coste comparativo con otras modalidades de préstamo de la propia entidad -caso de existir- o advertencia de que al concreto perfil de cliente no se le ofertan las mismas.

Esa declaración jurisprudencial ha sido realizada de forma genérica, sin efecto automático sobre todas las cláusulas suelo existentes en los préstamos hipotecarios vigentes en España, por lo que el estudio de la viabilidad de una reclamación contra el banco debe hacerse caso por caso.

Devolución retroactiva de las cantidades cobradas de más

De una lectura superficial de la Sentencia 241/2013 del Tribunal Supremo de 9 de mayo, dictada a resultas de una demanda interpuesta por una asociación de consumidores, y no por consumidores individuales, son muchos los que piensan erróneamente que se puede conseguir la eliminación de la cláusula suelo pero no la devolución retroactiva de las cantidades cobradas de más. En cuanto que puede demostrarse que la cláusula suelo es abusiva, los Tribunales pueden estimar su petición de reintegro del sobrecoste que haya ocasionado la misma durante su aplicación, independientemente de que la entidad bancaría haya procedido con anterioridad al a interposición de la demanda a eliminar la cláusula suelo.

Sin embargo, los tribunales competentes (Juzgados de lo Mercantil y Audiencias Provinciales) consideran mayoritariamente que esa sentencia no impide a los consumidores particulares conseguir, en sus pleitos concretos, tanto la eliminación de sus cláusulas suelo, como la devolución retroactiva de cantidades. Es el caso de Sevilla, Huelva, Valencia, Alicante, Asturias o Barcelona, entre muchas otras.

Es por tanto en este punto dónde surge la controversia de la cuestión geográfica y dónde los cientos de miles de afectados por cláusulas suelo se preguntan “¿Están mis posibilidades de éxito en cuanto a la devolución de cantidades cobradas de más por la aplicación de la cláusula suelo, condicionadas al lugar donde tenga que interponer la demanda?” La respuesta, de momento, parece clara.

MOREANA | Abogados y Economistas, con el fin de aclarar a los afectados cuál es el criterio seguido por cada provincia (recordemos que los tribunales competentes son los Juzgados de lo Mercantil y éstos son provinciales), ha elaborado, tras un exhaustivo examen de jurisprudencia al respecto, un mapa sobre  la retroactividad o irretroactividad de las cláusulas suelo en España.  Sin duda, una herramienta informativa idónea para valorar la viabilidad de las demandas en cada caso concreto.

En este mapa se muestran en color verde las provincias favorables a la devolución de las cantidades cobradas de más como consecuencia de  la aplicación de las cláusulas suelo; en color rojo las provincias en los que los tribunales siguen el criterio de la irretroactividad y que, aunque declaran la nulidad de la cláusula suelo, no son propicios a la devolución de las cantidades; y finalmente, está el caso de León, señalado con rayas rojas y verdes, que declara la retroactividad de la cláusula suelo pero sólo desde la Sentencia nº 241/2013 del Tribunal Supremo y que, aunque no tenemos constancia de más provincias en este sentido, es un punto importante a tener en cuenta.

Mapa sobre la retroactividad de las cláusulas suelo en España

Mapa sobre la retroactividad de las cláusulas suelo en España –pinche encima de la imagen para ampliar

Tribunales a favor de la retroactividad

Es importante señalar que algunas Audiencias Provinciales, que inicialmente se mostraban en contra de la devolución de cantidades, han modificado su criterio, concediendo ahora la retroactividad en cuanto que la cláusula es declarada abusiva. Es el caso, por ejemplo, de Valencia o Ciudad Real.

Tanto estas provincias como las que, desde el primer momento, consideraron la retroactividad de las cláusulas suelo, se basan en un criterio común, y a nuestro juicio, el acertado: en caso de una acción individual (al contrario de lo que sucedía en el caso de la Sentencia nº 241/2013 de 9 de mayo 2013 dictada por el Tribunal Supremo, donde se ejercitaba una acción de consumidores a la que además no se acumuló la accesoria de reintegro de cantidades (tal y como prevé el art. 12 LCGC)), debe adjudicarse la devolución de cantidades cobradas de más por la aplicación de la cláusula suelo conforme a sus méritos, aplicándose el 1303 CC y no habiendo, en estos casos, razones “de orden público económico” que justifiquen otro criterio.

De esta forma, la Sala de la Audiencia Provincial recoge en la Sentencia 118/2012, de 13 de marzo, RC 675/2009: “[…] de una propio restitutio in integrum, como consecuencia de haber quedado sin validez el título de atribución patrimonial a que dieron lugar, dado que ésta se queda sin causa que la justifique, al modo de lo que sucedía con la “condictio in debiti”. Se trata del resultado natural de la propia nulidad de la reglamentación negocial que impuso el cumplimiento de la prestación debida por el adherente.”

León, retroactividad desde la Sentencia nº 241/2013 del Tribunal Supremo

Curioso es, como señalábamos antes, el caso de León, donde en la Sentencia de la Audiencia Provincial de fecha 18 de septiembre de 2014, se condena a la entidad demandada, además de declarar la nulidad de la cláusula suelo, “al reintegro de la suma de las cantidades que éste hubiera pagado por aplicación de la citada cláusula de limitación a la baja del tipo de interés de referencia desde la publicación de la sentencia de fecha 9 de mayo de 2013 (recurso no 485/2012 ), incrementada con el interés legal de la suma resultante desde que se dicta la presente sentencia hasta el completo pago”.

Los magistrados argumentan que “seguiremos el criterio establecido en la sentencia del Tribunal Supremo por lógico respeto a la Jurisprudencia, pero, incluso entendiendo que sólo la crea para un supuesto de acción colectiva, también consideramos procedente seguirlo porque concurren los mismos supuestos en los que aquella se funda para restringir el efecto retroactivo de las consecuencias derivadas de la declaración de nulidad de la cláusula. Dado que esa restricción es extraordinaria, solo puede operar respecto de la situación anterior a la fecha en la que se publicó la sentencia del TS reiteradamente citada (el mismo día en que se dictó: 9 de mayo de 2013). Sin embargo, desde que se publicó la sentencia no se justifica la irretroactividad de los efectos derivados de la nulidad de la cláusula porque ya son conocidos los criterios a considerar para mantenerla vigente y aplicarla, de modo que no puede ampararse la entidad bancaria en la irretroactividad de los efectos derivados de su nulidad cuando ya tiene conocimiento y la posibilidad de excluir la cláusula que no se negoció con la debida transparencia con un consumidor”.

Tribunales en contra de la retroactividad

Madrid, Cádiz, Badajoz o Burgos son provincias en las que se aplica el criterio de la irretroactividad, declarando, eso sí, la nulidad de la cláusula suelo pero sin condenar a la entidad bancaria demandada a la devolución de las cantidades cobradas de más por la aplicación de una cláusula declarada abusiva.

Para justificar sus decisiones, el fundamento más utilizado es el que recoge la Sentencia nº 324 de la Audiencia Provincial de Pontevedra de 9 de octubre de 2014: “No se está ante una nulidad estructural que afecta a un elemento esencial del negocio o de la estipulación en cuestión, como sucede con la nulidad general que contempla el art. 1303, sino ante una nulidad funcional derivada de la exigencia de protección de la parte más débil de la relación jurídica. Pero además, en el caso de cláusulas como la que ocupa que definen el objeto esencial del contrato y que, en sí mismas, son cláusulas lícitas, como regla general no cabe operar sobre ellas con la técnica del control de contenido. Su control, desde el punto de vista de la protección del consumidor, se lleva a cabo a través de lo que la sentencia denomina doble filtro o control de transparencia, al considerarse que la cláusula no ha sido válidamente incluida por los motivos expuestos en el apartado 225 de la repetida sentencia.

[…] En consecuencia, procede declarar la irretroactividad de la presente resolución, de tal forma que la nulidad de la cláusula suelo solamente operará con efectos «ex nunc» y no a los pagos ya efectuados por el cliente hasta la fecha. Esto es, procede la declaración de nulidad de la cláusula suelo invocada, pero no así la devolución de las cantidades que por este concepto hayan sido pagadas.

[…] En definitiva, tratándose de la nulidad de una cláusula suelo por falta de transparencia, el art. 1303 CC no actúa automáticamente, ni, en consecuencia, la declaración de nulidad despliega todos sus efectos con carácter retroactivo al momento de perfección del contrato, puesto que no se trata de restituir el estado de cosas a la situación primitiva, sino de expulsar la cláusula del contrato y tenerla por no puesta, que es lo que ordenan tanto el art. 83 del texto refundido de la Ley General para la Defensa de Consumidores y Usuarios como el art. 6 de la Directiva 93/13/CEE , de forma que en estos casos la regla de la retroactividad deberá ser modulada en atención a la estructura de la eficacia contractual ya desplegada”.

 

Con los argumentos expuestos y habiendo realizado un estudio detallado de numerosas resoluciones dictadas por Juzgados de lo Mercantil y Audiencias Provinciales, queda de manifiesto la importancia de la retroactividad o no de las cláusulas suelo en las distintas provincias de nuestra geografía española.

Nuestra intención con este mapa no es otra sino la de proporcionar a los afectados una herramienta útil para determinar cuál es la situación real y las posibilidades de éxito de su reclamación y seguir animando, en vista a las posibilidades de éxito, a todos los afectados de las cláusulas suelo a instar demanda contra su entidad financiera. Como siempre, desde Moreana | Abogados y Economistas, recomendamos que acudan a profesionales que puedan asesorarles sobre la viabilidad de su caso en particular.

Nuestra Firma está especializada en Derecho Bancario, y especialmente en cláusulas suelo, lo que nos da los conocimientos necesarios para aconsejarles en todo lo relacionado con su reclamación. Pueden ponerse en contacto con nosotros a través de este enlace, así como en redes sociales o vía telefónica.

Avenida de la Borbolla, nº 53 -2º, 41003 Sevilla.

Telf.: 954.600.008

info@moreana.es

[symple_social icon=»twitter» url=»https://twitter.com/MoreanaAbogados» title=»Follow Us» target=»self» rel=»»]

[symple_social icon=»facebook» url=»https://www.facebook.com/pages/Moreana-Abogados-y-Economistas/1475648496046535″ title=»Me gusta» target=»self» rel=»»]

[symple_social icon=»linkedin» url=»https://www.linkedin.com/company/moreana-abogados-y-economistas?trk=biz-companies-cym» title=»Conecta» target=»self» rel=»»]

 

Sin comentarios

Deja un comentario

Utilizamos cookies de Google Analytics para analizar el comportamiento de los visitantes de la web y ver el contenido que más os interesa. Si sigues navegando por nuestra web entenderemos que aceptas el uso de estas cookies. Más información sobre las cookies que utilizamos en nuestra .